Bosque Energético

Uno de los principales paseos de la ciudad es este bosque que se alza en el Vivero Dunícola, camino a Mar del Sur. Debido a sus particularidades, este hermoso espacio natural convoca a miles de turistas a lo largo de todo el año.
El Bosque Energético o Monte Oscuro, es un rodal que durante años ha llamado la atención de visitantes y residentes debido a que allí se suscita una energía muy particular. Calma y serenidad son características que atraen y llaman a la reflexión.
En este espacio, las personas buscan recogimiento y conectarse con la naturaleza, ya sea caminando, meditando o abrazándose a los árboles. Una de los "experimentos" que llevan adelante los visitantes es poner dos ramitas una en posición vertical y otra montada sobre la punta de la anterior de manera horizontal, encontrando equilibrio.
Dentro de los mitos que rodean este grupo de pinos es que debajo se encuentra un meteorito que cayó a miles de años y de allí surge esta energía. Por otra parte hay quienes dicen que en ese lugar se encontraba un cementerio aborigen.
El lugar, ha sido objeto de estudio por parte de un grupo de científicos que no han detectado ninguna irregularidad, cuestión que no evita que cientos de turistas se acerquen a este ámbito que reúne a estos viejos especímenes de pino que se encuentran tan juntos que apenas permiten el paso de la luz solar.
El lugar merece conocerse ya que, aunque se encuentre algo deteriorado por el paso de tanta gente, mantiene su magia y su extraño clima, no solo es un sitio en perpetua penumbra sino que cuando se penetra en él lo sonidos parecen apagarse.
Debido a que varias tormentas y las visitas al lugar habían dañado bastante el lugar, se han realizado algunos trabajos de reforestación al tiempo de tomar algunas medidas para evitar su destrucción.
Para acceder al lugar es necesario recorrer un par de kilómetros por la ruta 11 desde Miramar hacia Mar del Sur y podrán encontrarlo debidamente demarcado a mano izquierda. También se puede acceder desde otros puntos del vivero pero llegar de esta manera es más complicado.

Compartir esta Paseo de Miramar